Presentación  |   ¿Quiénes somos?  |   ¿Qué hacemos?  |   ¿Te interesa participar?  |   Productos y servicios  |   Contacto   |   Libro de visitas
 
NOTICIAS




Sobreviviendo

Sobreviviendo a la crisis futura
Luis Tamayo
Naturaleza de la crisis. Prospectiva


La crisis futura deriva del cambio climático global, el fin de la era del petróleo barato y el impacto en las remesas de nuestro país por la recesión en los USA.
La crisis en el mar: desertificación de los mares. A mayor temperatura por gases de invernadero mayor absorción de CO2 por los mares y, por tanto, mayor ácido carbónico y menos retención de calcio de los ecosistemas marinos (daño a moluscos, corales y arrecifes en general).
La crisis en la tierra: desertificación más catástrofes hidrometeorológicas. A mayor temperatura de la tierra mayor aridificación, incendios forestales. Nuestro país que es 70% semiárido será árido. Si no se hace algo habrá millones de desplazados por razones ambientales. Como los polos y glaciares de todo el orbe, los glaciares de nuestros mayores volcanes (sólo del Iztacíhuatl y Pico de Orizaba pues el Popocatépetl los perdió cuando la última emisión de material incandescente) se perderán. Las catástrofes hidrometeorológicas (inundaciones, huracanes) serán mas numerosas y graves.
A consecuencia de la disminución de los recursos petroleros habrá, en todo el país (pero sobretodo en las grandes ciudades y en el altiplano mexicano), desabasto, hambruna y criminalidad derivada de ello.
En el Estado de Morelos las zonas semiáridas serán áridas (con la consecuente disminución de la productividad de los suelos). La ciudad de Cuernavaca cambiará su envidiable clima si se urbaniza el bosque norte (el Gran Bosque de Agua) debido a la construcción del Libramiento norponiente y la autopista Lerma-Tres Marías (pues los comuneros ya vendieron las tierras aledañas a las carreteras a los fraccionadores, los cuales sólo deberán solicitar el cambio de uso de suelo). A consecuencia de la urbanización del bosque norte y de Loma de Mejía los pozos de Cuernavaca se secarán paulatinamente (pues una zona de recarga de acuífero lo será sólo de correntía de agua).
Sobreviviendo a la crisis: el agua
Construcción de una cisterna grande (dependiendo del tamaño de la familia y de la posibilidad de captación de agua) y fácil de limpiar (se lava cada 6 meses). El techo de una casa promedio en esta región (de (80 metros cuadrados) puede captar 80 mil litros (1 metro cuadrado de techo capta 1 metro cúbico), agua suficiente para una familia de 4 o 5 miembros. Adquisición de una Bomba de agua (de preferencia mecánica (de bicicleta o de brazo) para subir el agua de la cisterna al tinaco.
Captación de agua pluvial. Recogerla en canaletas y enviarla a la cisterna (filtrarla previamente para evitar hojas e insectos).
Reutilización de las aguas grises. Las aguas provenientes de lavaderos y baño personal (no del inodoro) puede ser reutilizada fácilmente haciéndola pasar por un enramado (caja de 80 cms por 3 mts con enramado de papiro) y recapturada después para empleo en riego de hortalizas o jardín.
Nunca verter aceites ni solventes o cloro al drenaje pues hacen inutilizables las aguas grises.
Instalar un baño seco (donde la caca va a un depósito y la orina en otro) o, al menos, un baño que recoja la orina (en proporción de una parte por 20 de agua es fertilizante orgánico) por un lado y la caca por otro (y así enviar SOLAMENTE esa agua al drenaje). De tal manera sólo el agua mezclada con caca iría al drenaje municipal.
Se puede evitar mucho consumo de agua si en vez de bañarse con agua corriente se utiliza vapor de agua (los baños de vapor existentes en el mercado gastan menos de 2 lts de agua y ofrecen la misma, o mejor limpieza que los otros, equivalen a un Temazcal). También el “baño ranchero” (a jicarazos) es una alternativa (pero la sensación de limpieza no es igual).
Las manos no deben lavarse bajo el flujo de agua de la llave. Generalmente se pueden lavar sin problema con jabón neutro y apenas medio vaso de agua en un recipiente hondo.
En el lavado de trastes se puede ahorrar mucha agua si previamente se quitan mecánicamente los restos de alimentos para arrojarlos al compostero. Una vez realizada la operación anterior se colocan los trastes en un recipiente con agua jabonosa (y se tallan en caso de ser necesario) y al final se pasan por otro recipiente con agua limpia (para quitar el jabón).
Obviamente hay que eliminar goteras y evitar todo tipo de fugas de agua.
Sobreviviendo a la crisis: la limpieza
Solo es necesario contar con cuatro productos de limpieza: jabón neutro, limón, vinagre y bicarbonato de sodio.
Limpieza personal: El cuerpo puede limpiarse sin problema con jabón neutro. El pelo, además del jabón neutro, puede requerir, al final, un enjuague con una mezcla de agua con vinagre (1 parte de vinagre por 20 de agua) para quitar los restos de jabón. Los dientes se lavan con bicarbonato o con carbón vegetal (tortilla quemada) y luego se enjuagan. Para el aliento se puede mascar menta o yerbabuena.
Limpieza de trastes: Con el jabón neutro rallado se hace la mezcla jabonosa y el limón sirve para el acabado final (buen olor y restos de grasa). La comida muy pegada se puede quitar con bicarbonato.
Limpieza de ropa en lavadora: el jabón en polvo de ropa se sustituye con jabón neutro rallado. En vez de suavizante se pone vinagre para desinfectar la ropa. Si la ropa está muy percudida se debe, una vez pasado el primer ciclo de lavado, poner al sol de 5 a 10 minutos, eso lo corrige.
Limpieza de pisos, mesas, etc: Una vez barrida la casa, se hace una mezcla de 1 parte de vinagre por 20 de agua. Eso desinfecta.
Sobreviviendo a la crisis: los alimentos
En la crisis habrá desabasto. Es menester cultivar y mantener vínculos de apoyo con los productores de la región inmediata.
Debe también contarse con productos para intercambiar con los productores de granos. Se pueden cultivar hortalizas en el jardín o frutales. También se puede aprender hidroponía, y si las dimensiones del jardín lo permiten, piscicultura o cuidado de animales de granja (pollos, conejos, etc).
Aprender la producción de conservas tanto de frutas como de vegetales.
Aprender la manera de guardar alimentos y granos sin necesidad de energía (refrigeradores), usando, por ejemplo, sótanos o cuevas naturales.
Sobreviviendo a la crisis: el manejo de residuos
En la vivienda deberán existir 8 tipos de contenedores para los diferentes tipos de basura:
Compostero para basura orgánica
Papel
Vidrio
Metal
Plástico
Indeterminada
Recogepilas
EspecialesEl compostero se construye con malla de gallinero (con 80-100 cms de diámetro por, aproximadamente, un metro de alto) y permite se vierta en su interior la basura orgánica. Para evitar la fauna nociva hay que cubrir los residuos con tierra. Cuando el compostero se llena debe construirse otro. Cuando el segundo se ha llenado (aproximadamente en tres meses, dependiendo de la cantidad de residuos) la basura contenida en el primero se ha vuelto tierra de abono.
Tipos de basura:
1. Orgánica (follaje y todos los restos de alimentos salvo huesos y restos de carne, servilletas de papel). Esta basura va al compostero para generar tierra de abono.
2. Papel y cartón. Todos los tipos: cajas, hojas, cuadernos, etc. Esta basura es muy apreciada en los centros de reciclaje.
3. Vidrio. Todos los tipos y colores, incluso rotos. El vidrio es 100% reciclable. Lo compran los centros de reciclaje.
4. Metal (latas previamente enjuagadas y compactadas y demás restos). Lo compran los centros de reciclaje.
5. Plásticos (previamente enjuagados). Casi todos los tipos los aceptan en los centros de reciclaje. El PET particularmente. No hay que comprar el que abajo tiene el número 6 pues no es reciclable.
6. Indeterminada (curitas, toallas femeninas, pañales, papel de baño, unicel, papel encerado, madera, ropa, zapatos y basura mezclada). Esta es la única basura que tiene que ir al basurero municipal.
7. Pilas (es necesario cubrir previamente sus polos con Masking tape para detener un poco los lixiviados). Todas las pilas son residuos peligrosos (alcalinas, de reloj, de celular, de computadora, etc) y, por ende deben confinarse en lugares especiales (sus lixiviados son terriblemente contaminantes: una sola pilita de reloj contamina miles de litros de agua). Es mejor no comprarlas.
8. Residuos especiales. Los acumuladores de auto, computadoras, celulares, equipo de sonido y video, y demás aparatos electrónicos son residuos peligrosos. Deben ser enviados a lugares para confinamiento especial. Los restos de thinner, aguarrás, aceite de auto y cocina deben conservarse en sus frascos bien cerrados, pues son inflamables y peligrosos. Los restos deben quemarse o llevarse a contenedores especiales. Nunca arrojarlos al drenaje. (140 ml de thinner pueden matar a un ser humano).
9. Tetrapak. Una vez enjuagado y compactado es aceptado en algunos centros de reciclado.
10. Unicel: no hay que comprarlo, de ninguna manera debe ser comprado. El existente debe ser confinado o llevarse a relleno sanitario para conservarlo durante los miles de años que se mantiene. Por ninguna razón debe ser quemado pues libera gases venenosos (de ácido cianhídrico).
11. La basura de construcción debe ser entregada a las empresas dedicadas especificamente a ello.
12. Los excrementos de mascotas se pueden arrojar por el inodoro o, mejor, se pueden acumular en una cubeta que cierre herméticamente. Después de medio año se habrán convertido en abono. No deben colocarse en el compostero del condominio pues su proceso es anaeróbico y el compostero es aeróbico (si se deja el excremento al aire libre atrae fauna nociva).
13, Los huesos y residuos cárnicos deben ser regalados a algún perro. No deben arrojarse al compostero pues generan fauna nociva.
Sobreviviendo a la crisis: el transporte
Es menester convencer a nuestras autoridades de la urgente necesidad de un transporte colectivo de calidad y eficiencia. La solución europea es muy razonable: las mercancías y los viajes largos se hacen en trenes, los trayectos cortos (menos de 6 Kms) en bicicleta. Los trenes regionales alemanes permiten, incluso, que se suban bicicletas a los mismos para que, una vez en su destino, el usuario continúe su trayecto en ese medio.
Es cierto que las vías férreas constituyen una inversión muy importante, pero resolverían los problemas futuros. Mientras ello ocurre la tecnología del Metrobús podría resolver, por ejemplo, el tráfico de la ciudad de Cuernavaca. El Metrobús, como su nombre los indica, es una especie híbrida de Autobús y Metro, es decir, su operación se realiza con gasolina (como cualquier autobús) pero la vía por la que se desplaza es prácticamente una vía férrea (una vía libre), lo cual le permite una eficiencia en el desplazamiento simplemente espectacular. Si Cuernavaca contase con un sistema de Metrobuses de tan sólo dos rutas (UAEM Chamilpa-Polvorín y Ocotepec-CIVAC) el tráfico de la ciudad prácticamente desaparecería pues cada vez que un usuario prefiriese tomar el Metrobús en vez de su auto implicaría quitar un vehículo del tráfico.
De todas formas puede ser muy útil vivir cerca del trabajo. Ello mejora la eficiencia.
Sobreviviendo a la crisis: la energía
Es menester convencer a nuestras autoridades de la necesidad de generar electricidad con energía limpia (solar, eólica, geotérmica, etc). Nuestro Estado es ideal para aprovechar la energía solar mediante Concentradores solares.
La energía debe ser ahorrada al máximo mediante el empleo de:
Focos ahorradores.
Refrigeradores Bio.
Hornos de microondas de última generación.
Calentadores solares de agua (para evitar los convencionales de gas).
Arquitectura que permita evitar al máximo la luz artificial.
Evitar el uso de plancha, secadora de ropa y aire acondicionado. Son enormes consumidores de energía.
Apagar totalmente los aparatos electrónicos al dejar de usarlos (no dejar prendido el foco pequeño de la computadora, microondas, etc, pueden gastar cantidades importantes de energía).
Demografía y preservación de la cultura
Es necesario detener el crecimiento demográfico. La solución de la China de Mao es interesante: un hijo por familia.
Durante la crisis la cultura debe preservarse para tiempos mejores, quizás en una serie de discos duros.
Hay que recuperar todas las tecnologías prepetroleras.
Es necesario aprender fitoterapia de la región.
Hay que hacer comunidades solidarias con amigos y familiares.


tamayo58@gmail.com
www.ecosofia.org.mx
Cuernavaca, Morelos, 16 de abril de 2008


Continúa

-----------------------------------------------

 

Encuesta


Numeralia mi. Aliquam molestie fermentum enim.
CIENCIA Y FILOSOFÍA
De esa urgencia para explicar la condición social en su totalidad, de esa urgencia para desafiar todo antes de él, resultan las grandes aportaciones que Bookchin nos ha dejado en su trabajo, aportaciones tanto sociales como ecológicas. Y la fusión de estas dos áreas dentro de Bookchin —uno de los primeros escritores en hacer esto— logran que su magnífico trabajo destaque en alcance y originalidad como el que hiciera Marx hace un siglo. En cuanto a su estilo, para todos aquellos de nosotros que investigamos en el campo del anarquismo y de la ecología, el mundo será un lugar más complicado para el conocimiento al no haber nuevos escritos provenientes de la brillante pluma de Murray Bookchin. Y a pesar de las polémicas que se encendieron alrededor de su último pensamiento, la característica que más extrañaremos de él, es su profunda y radical humanidad, la que brillaba en cada uno de sus trabajos —ese esfuerzo de entender el mundo y hacerlo un mejor lugar para vivir
Presentación  |   ¿Quiénes somos?  |   ¿Qué hacemos?  |   ¿Te interesa participar?  |   Productos y servicios  |   Contacto   |   Libro de visitas
Copyright 2006, Ecosofia.org.mx Todos los derechos reservados. Diseño del sitio: Matemágica. Visitantes: